Sociedad

¿Dios habrá pensado en Twitter?

Por Nelson Lastiri

Pescador de Hombres

Un día Jesús se acercó a Simón y Andrés y les dijo: «síganme y los haré pescadores de hombres.» (Mateo 4:19 – NVI).

Cientos y cientos de años después las palabras «redes sociales» inauguraban un concepto profundo y amplísimo, aparentemente ‘nuevo’, un universo de oportunidades humanas, laborales, un tejido interminable de conexiones, términos que nos hacían sonar avanzados e interesantes. Sin embargo, cuando Jesús llamó a sus discípulos les cambió las redes de cuerda por redes sociales, los convirtió en pescadores de hombres.

De ese tiempo a esta parte la principal ‘red social’ sigue siendo la socialización humana, cara a cara, de persona a persona, aquel en común, el uno y el otro, fulano y mengano. Sin embargo se han inventado numerosas tecnologías direccionadas a facilitar, posibilitar y/o acelerar tales encuentros.

Sugiero dejar fuera esos debates por demás interesantes y enriquecedores de si es o no una necesidad creada, si antes estábamos mejor o no y si lo virtual está sustituyendo lo real. Porque no vamos a ponernos de acuerdo, porque quizás estemos hablando todos de lo mismo, y porque seguramente llegaríamos a la común conclusión de que indudablemente hoy hay una situación de realidad mediada por las redes sociales, su uso, crecimiento, consecuencias, cambios y comercio.

Hoy ya no preguntamos en un aula ‘cuántos de los presentes tienen Twitter’, hoy preguntamos ‘cuántos no’, esa es la «sorpresa».

Pero ¡oh, sorpresa! Hasta hace poco Benedicto XVI habría levantado la mano entre los ‘no arrobados’. Hasta el 12/12/12, día que entró en escena la más renombrada y ‘mencionada’ cuenta de #Twitter de los últimos días: @Pontifex (@Pontifex_es en español), que sigue creciendo y acaba de presentar su versión en latín (@Pontifex_ln), la cual enviará su primer tuit el domingo 20 de Enero.

Ahora, ¿Qué es lo que se puede decir? ¿Qué es lo que se debe poner en discusión? ¿Cuál es el eje? ¿Hay algo para comentar además de la llegada de una ‘personalidad’ a Twitter?

Bueno, a ver, creo que es inevitable atender el hecho de que la máxima autoridad en la tierra de la iglesia católica se ha abierto una cuenta, creo que nos atrae un poco el hecho de ver un anciano jugueteando con un iPad al mejor estilo @AbuelaSpeedyOk, creo que no hay fundamento teológico suficiente como para oponerse a esta medida, creo que es fruto del consejo de especialistas en comunicación e imagen y de una presión de mercado antes que de la genuina intención de compartir algo espiritual. Creo que si solo hay tuits programados que no estén atentos a las problemáticas mundiales va a perder valor e interés, creo que con solo un murmullo de pocos caracteres todos los portales lo convertirán en título y creo que eso está mal, creo que la noticia es el Papa en sus funciones más que el Papa en su red social, creo que todos nos preguntamos en qué lugar de la túnica podría guardar su celular (broma), creo que la ridiculización se origina en que el Vaticano siempre tendrá asuntos más urgentes y pertinentes que atender antes que el microblogging, creo que no nos gustaría enterarnos cuánto dinero destinan a #Twitter, creo que hay cosas más revolucionarias que ser el primer «Papa twittero» de la historia, creo que lamentamos el hecho de que existan tantas notas periodísticas sobre su desembarco virtual y no sobre otras deudas de transparencia y comunicación del famoso organismo católico, creo que es más que la llegada de un hombre y es la aparición de toda una institución.

Creo. Dije muchas cosas que creo, pero creo una cosa con mayor seguridad, y es que -a pesar de todas las críticas, análisis y oposiciones- vale la pena tener un canal virtual de difusión y aprovechar la popularidad mundial y la atención de masas para transmitir un mensaje de amor, esperanza y salvación que se comparta, se vuelva viral y se instale en los corazones, en las mentes.

Si el #Twitter @Pontifex sirve como una red social que pesca hombres para llevarlos al conocimiento de un mensaje de amor supremo entonces yo le doy Fav y lo Retwitteo.

En cuanto a seguidores, no es una cuestión de cantidad. Es conveniente tener pocos seguidores prestigiosos y exitosos que muchos anónimos y corrientes. ‘Los que saben’ saben que lo que estoy diciendo es verdad. Jesús tuvo solo 12 followers pero estos eran unos locos de la guerra, extraordinarios, y conmovieron el mundo, por lo tanto el Klout de Jesús fue, es y seguirá siendo el más alto del mundo.

Ahora bien, cosas curiosas hay varias:

  • El primer tuit firmado por el Papa fue publicado en 2011 con motivo del lanzamiento de la nueva página web del Vaticano (http://www.vatican.va).
  • El primer tuit desde su cuenta dijo: «Queridos amigos, me uno a vosotros con alegría por medio de Twitter. Gracias por vuestra respuesta generosa. Os bendigo a todos de corazón.» La versión en inglés recibió 24.669 favoritos y fue retwitteado 64.344 veces.
  • Hay 9 cuentas abiertas (italiano, español, inglés, francés, alemán, portugués, chino, árabe y latín).
  • La cuenta con más seguidores es @Pontifex con 1.433.187 y cuyo idioma no es el propio del Papa sino que es el inglés. La cuenta en español (@Pontifex_es) es la segunda con 591.437 followers.
  • El portavoz del Vaticano Federico Lombardi creó una parábola como las de la Biblia para explicar la llegada del Papa a Twitter (para leerla: http://bit.ly/13JsM9P)
  • El asesoramiento y desarrollo está a cargo de la agencia española de publicidad «101» (http://101.es/#axzz2Fd9iczgQ).
  • El nombre de la cuenta significa ‘Papa’ y también ‘constructor de puentes», tal como explicó Greg Burke, ex periodista de Fox News y actual asesor de medios de comunicación de El Vaticano.
  • Benedicto XVI no envía los tuits personalmente pero los firma antes de que sean publicados.
  • Con 85 años el Papa es una de las personas más viejas del mundo en manejar esta red social.

Pero hay una cosa aún mucho más curiosa que todas las mencionadas.

Tal como publica el diario español mundo.es el Papa le habría dicho al CEO de la agencia 101 que «el Evangelio está lleno de tuits»y es cierto. Evangelio (del griego εὐ, «bien» yαγγέλιον, «mensaje») es un buen mensaje, un mensaje bueno, una ‘buena noticia’.Y para ello 140 caracteres son más que suficientes, suficientes para un consejo de Proverbios, suficientes para un verso de Cantares, suficientes para un milagro de Hechos y suficientes para una promesa de Hebreos.

En fin, suficientes para saber que Dios nos ama y que necesitamos conocer a Jesús para heredar la vida eterna. Y sino veamos el Juan 3:16, el versículo más troncal y sustancial de la escritura, los teólogos expertos dicen que si se quemara toda La Biblia pero sobreviviera ese pasaje entonces el mensaje del amor y la salvación seguirían intactos. Juan 3:16 dice «Porque de tal manera amó Dios al mundo que envió a su hijo unigénito para que todo aquel que en él crea no se pierda, mas tenga vida eterna.» Y casual o maravillosamente, sí, aunque ustéd no lo crea, cabe exactamente en ¡140 caracteres!

¿Dios habrá pensado en Twitter?

Nelson Lastiri

De inventiva incansable es Periodista en Radio Mitre. Le gusta escribir historias, canciones, slogans, ensayos; y la creatividad publicitaria.