Sin categoría

El marketing político ¿aún en deuda?

Por George Blanco

*Por Juan José Larrea


Luego del boom de Barack Obama en Estados Unidos con su exitosa estrategia de comunicación utilizando hábilmente las herramientas que hoy ofrece la tecnología, vemos en Argentina a personas ligadas a la actividad política (militantes, cumpliendo cargos públicos o no) que intentan realizar lo mismo y acercarse a la sociedad por esa vía, pero muchas de ellas lo hacen (o parecen hacerlo) de forma fallida por falta de conocimiento en la materia.

Hay profesionales de la comunicación que están al tanto sobre las alternativas que hoy presenta Internet pero muchos de ellos, ignoran su utilización o cómo desarrollar tácticas y un trabajo en el tiempo que tenga en cuenta los usos y costumbres de los usuarios al momento de lograr una comunicación efectiva.

Las hoy conocidas “redes sociales” en la web, muchas de ellas de moda durante el 2008 en el país, dan la posibilidad de contactarse con ciento de miles de personas que trabajan con una computadora en promedio 8 horas por día. Si bien Facebook, MySpace, Youtube, PicasaWeb, Dircom Social, Second Life, entre otros, brindan la oportunidad de mostrarse, interactuar y entremezclarse con miembros que forman parte de un público objetivo de interés para los políticos, estos ricos espacios no serían bien aprovechados por la falta de seguimiento cotidiano, respuesta a los requerimientos de los internautas y la escasa creatividad de propuestas por parte de quienes tienen la responsabilidad de llevar adelante el trabajo de difusión en estos medios no tradicionales.

Errores como los mencionados también se reiteran en los blogs (en castellano bitácoras, y similares a páginas personales con anotaciones publicadas de forma cronológicas). Es del caso señalar, que esta herramienta permite difundir reflexiones, comentarios, ideas y propuestas que no sufrirán cortes o modificaciones por parte de medios de comunicación. Almacena y archiva dejando la oportunidad a seguidores e incluso periodistas de buscar material publicado tiempo atrás. El blog es una vidriera gratuita para los políticos que siempre estará en exposición y esperando a los visitantes que ingresen e incluso dejen sus comentarios, generando un ida y vuelta espontáneo, y además, un lazo afectivo con rédito en miras a una elección. En este caso, el fracaso de los propietarios en los blogs reside en la falta de continuidad de publicaciones con su consecuente fastidio provocado a los seguidores al visitar nuevamente al mismo y ver que nada ha cambiado al último ingreso.

Internet, tal como la concebimos hoy convierte al receptor en experimentador, dejando de lado la figura de mero espectador o usuario del medio. Estas son las características que se imponen en la sociedad de la información, a partir del uso cotidiano de Internet, tanto en la vida común de las personas como en cuestiones humanitarias, económicas, financieras, sociales y culturales. En otras palabras, el internauta accede a la información que otros ofrecen. Sin embargo, en segundo término, el usuario también accede como creador, editor, escritor y productor de información que sus pares reciben.

La web y sus herramientas tecnológicas dan espacio para la interacción. Desde hace un tiempo a la fecha es posible colocar audios con discursos o declaraciones, videos de inauguraciones o documentales, textos con informes especiales e imágenes de actividades realizadas, sin costo alguno y a disposición de todos. Mejor aún, todo elmaterial que se publique en estas redes gratuitas, no poseen fecha de vencimiento, siempre estará ahí al alcance de ciudadanos, periodistas, colegas y/o adversarios. Los beneficios son muchos más, no hay necesidad de preocuparse en la planificación ni reservas en medios tradicionales de comunicación para su divulgación. Un canal enDailymotion, un álbum Flickr, documentos Google Docs, audios en formato mp3 o wav y un diario online propio es posible.

Las personas cuando desean encontrar algo en Internet “googlean” (según el dicho popular a raíz del nombre del famoso buscador Google) y los 10 primeros resultados que aparecen, a lo sumo 20, son los que cuentan. Esto se llama posicionamiento y para estaren un buen lugar hay que actualizar periódicamente, entre otras cosas, las herramientas que se utilicen.

El alcance del marketing político que se obtiene en y desde la web es inimaginable si se cuenta con creatividad, constancia en el desarrollo y seguimiento de estas herramientas tecnológicas. Y esto si bien es conocido por los políticos, a la hora de comunicar deben saber llevarlo a la práctica bajo la asistencia de un profesional de la comunicación. Eléxito del buen uso de estas herramientas asimismo radicará en su actualización permanente y en la difusión que sobre la misma se haga, para obtener una creciente cantidad de seguidores constantes además de convertirse en fuentes genuinas de información para el periodismo y público en general.

Fuente: Diario El Cronista a través de maxitell.wordpress.com

George Blanco

Pura pasión y puro ingenio. Creativo, pacífico y amante de la vida. Escribe por naturaleza. Atleta, fondista. Rocker fascinado y fascinante. Además de socio fundador, George Blanco es la impronta de N&W hecha persona. Lecturas épicas.