Система микрокредитования физических лиц сформировалась и получила широкое распространение всего каких-то 5-6 лет назад. Что это дало обывателю? Например, на данный момент вы легко можете получить займ на карту мгновенно круглосуточно без отказа 50000, а это, согласитесь, является очень серьёзным показателем успешности работы системы микрозаймов. Никогда раньше деньги в долг нельзя было получить настолько просто.
Sports

La Masía y su generación dorada del ‘87

Por Fabricio Rinaldoni

Hablar del año 1987 es hablar de una generación dorada para el Fútbol Club Barcelona, ya que es el año en el que 3 jugadores nacieron y el club los convirtió en gloriosos amigos. Gerard Piqué, Cesc Fabregas y Lio Messi fue un tridente que lo ganó todo en la categoría de Cadete Infantil a inicios del año 2000 y que 10 años después volvieron a encontrarse.

«Era un grupo extraordinario, con jugadores muy competitivos, auténticos ganadores. Con sólo 15 ó 16 años tenían la madurez de gente de 22 ó 23», comenta un ex compañero Álex García, perteneciente a ese equipo. «Todos sabían que Messi, Piqué, Cesc eran diferentes. Eran los puntales del equipo y lo aceptaban. Sé que ahora es fácil decirlo pero es verdad que ya veía que a su edad, en otros equipos, ninguno tenía estos jugadores«, agrega.

Es que este equipo formado por una columna vertebral de lujo con Piqué en la defensa, Fábregas en el medio y Messi en la delantera, ganaba sus partidos de manera sencilla, divirtiéndose en la cancha y humillando a cada equipo que se enfrentaban.

«Jugábamos un 3-4-3, como el dream team», recuerda Piqué. «Planchería; Marc Valiente, yo en el centro y Chirivet en la izquierda», empieza a enumerar el zaguero. «En el medio campo jugaba Cesc de pivote, Marc Pedraza (hijo del exjugador azulgrana), Víctor Sánchez, Messi de media punta y Toni Calvo, Víctor Vázquez y Clausí en el ataque», recita de memoria.

«Piqué era el jefe», recuerda Messi. «El amo», le reconocen sus ex compañeros, los que le trataron y soportaron en el vestuario. Habla Cesc: «Recuerdo un partido en el campo de la Damm en el que todos los jugadores rivales fueron a por Messi y Gerard Piqué tuvo que liarse a bofetadas para defenderlo. Le expulsaron».

«Messi es una de las razones por las que volví a Barcelona», dijo Cesc en los primeros días de septiembre. Por entonces, el volante reconoció que era fanático del delantero rosarino y que es el mejor jugador que pudo ver. Compañeros desde 2001 a 2003 en las categorías Cadete B y Cadete A, son parte de La Generación del 87. Cesc y Messi coincidieron en las inferiores cuando la Pulga tenía 12 años y llegó a la ciudad condal.

«Comencé con nueve años con Gerard y tenía 12 cuando llegó Leo. Si en ese momento nos decían que nosotros tres formaríamos parte un día del primer equipo de Barcelona y, sobre todo, rodeados de grandes jugadores, los tres hubiéramos dicho que era imposible. Podía ser uno o incluso dos, ¿pero tres», comentó, por entonces.

Aquella generación del 87 está marcada a fuego en la memoria de la cantera del Barcelona por ser el único equipo Cadete B capaz de ganar la Liga al Espanyol A. «Ganábamos todas la Ligas, todas las Copas y todos los torneos que jugábamos. Era un festival«, explica Benaiges, que trabajó con aquellos jóvenes durante dos años.

Separación y reencuentro

Pero el destino los separaría por unos años. Piqué firmaría su primer contrato con el Manchester United en 2004, donde se pudo formar como profesional. Mientras que Cesc viajó a Londres para firmar con el Arsenal con apenas 16 años. Según entrenadores de inferiores, se fue porque comprendió que con Xavi e Iniesta, el camino hacia el primer equipo estaría lleno de obstáculos.

El operativo para reunirlos nuevamente fue lento pero efectivo: en 2008, Barcelona pagó 5 millones de dólares al Manchester United para recuperar a Piqué, que había sido cedido con opción de recompra (también pasó por Zaragoza). Y en la última temporada se hizo oficial el esperado retorno de Cesc, proveniente del Arsenal, por 45 millones de dólares.

Pero su reencuentro se hizo esperar. La generación del 87 coincidió apenas 27 minutos sobre la cancha: 8’ en la vuelta de la Supercopa de España el Camp Nou frente al Real Madrid (dos goles de Messi) y 19’ ante Atlético de Madrid, en un 5-0 con hat-trick de Lionel.

Recién 3 meses después de la contratación de Cesc, en el partido de Champions ante el Viktoria Pilsen de República Checa, se pudo ver a los 3 cracks reivindicarse de su categoría y coincidir sobre el terreno de juego durante los 90 minutos. La coincidencia fue decisiva y el entendimiento entre ellos fue evidente. Prueba de ello es que Messi firmó tres de los cuatro goles con un espectacular hat trick, y Cesc firmó el tanto restante. Por si fuera poco, Piqué también contribuyó a la goleada del último gol dando a Messi una asistencia de lujo.

Yo opino por Sebastián Abraham @SDA21 Periodista y DT.

Apostar a la cantera y pensar en el futuro, parece una frase hacha pero un club se diferencia cuando el fruto de ese semillero se pone en la cancha. Barcelona es club grande y pensó nuevamente en sus inferiores como sostén o cimiento. A su vez, no se quedó solamente en la formación de jugadores, sino que también formó y fogueó a su Director Técnico: Pep Guardiola. (Leer nota sobre Pep)

Barca tiene sucursales en todos lados, hoy hace publicidad por a través de sus filiales. Tiene su método, estilo y una marca registrada. Las filiales en cada país le sirven de cazadores de talentos. Ajax y Arsenal por medio del futbol, sirven es su aspecto social, ya que muchos crack Seedorf,Kluivert salieron de Surinam o Guyanas Holandesas. Con el fútbol captan y sacan de lugares o países carenciados. Caso Nigeria, Camerún etc. Son escuelas globales. El Fútbol como educación conjunta.

Trabajar las inferiores es buscar la identidad de un club, un sentido de pertenencia, es volver a las fuentes. Hoy clubes mundiales que entienden a sus divisiones formativas como primer recurso, hacen la diferencia. En clubes de Inglaterra el DT mejor pago es el de infantiles, porque si éste trabaja está bien hecho, los demás tienen menos trabajo y mejor material. Se colocan técnicos más experimentados y formados con los que inician el famoso proyecto a largo plazo que siempre se nombra. El modelo del Ajax, Arsenal o Barcelona demuestra su eficiencia al ser fuentes constantes de producir nuevos valores. Hoy sin inferiores no hay proyecto sustentable, son recursos propios para utilizar, luego potenciar y vender. Así se debe hacer la cadena.

La esencia de La Masía se ha vuelto tan ejemplar que la campaña “Escribe el futuro” de Nike le dedica su propio comercial:

Citas y declaraciones

Fabricio Rinaldoni

Comunicador. Del interior del interior, interesado por las empresas y los servicios. Ni él ni el cliente tienen la razón. Sabe aprender y lo que mejor le sale es colaborar. Simple, pensante y noble.