Система микрокредитования физических лиц сформировалась и получила широкое распространение всего каких-то 5-6 лет назад. Что это дало обывателю? Например, на данный момент вы легко можете получить займ на карту мгновенно круглосуточно без отказа 50000, а это, согласитесь, является очень серьёзным показателем успешности работы системы микрозаймов. Никогда раньше деньги в долг нельзя было получить настолько просто.
Viajes

Navidad en Nueva York, única e irrepetible

Por Lola Rainero

Las lucecitas rojas titilando en cada esquina, la música navideña que emerge de distintas direcciones, los vendedores callejeros gritando “¡Feliz Navidad!” a sus clientes, los Santa Claus que caminan por las calles y los copitos chiquitos de nieve que caen sobre la ciudad. Pero más que nada, la felicidad de la gente, esa sonrisa en la cara que ni el frio logra sacar. En pocas palabras, todo eso es la víspera de navidad en Nueva York.

Es un poco complicado escribir sobre un tema como este sin terminar cayendo en estereotipos, sin sonar cliché, y sin repetir siempre los mismos adjetivos que probablemente todos leyeron o escucharon alguna vez sobre la Navidad en NYC. Lo que pasa es que cuando uno está ahí, caminando por alguna calle de Midtown (el distrito más turístico), escuchando los villancicos y mirando todo lo que tiene a su alrededor, es imposible no sentir esa magia de la que todos hablan. Es imposible no repetir esas palabras, no decir lo increíble que se siente, y no percibir ese espíritu navideño tan estadounidense. Es una experiencia que se acerca lo más posible a lo imaginario; se aleja tanto del mundo real que uno se siente como si estuviera en un cuento o en una de esas típicas películas hollywoodenses. Todo es un verdadero espectáculo: un show para sus turistas y una forma de vida para sus habitantes.

Ya desde los últimos días de Noviembre empieza la euforia, los adornos, y la vibra navideña en la ciudad. Se podría decir que en la capital del mundo la Navidad no dura un sólo día sino 24 largas noches que empiezan alrededor de las 4 de la tarde y transforman la ciudad en tierra mágica. Todo empieza con las luces en las calles, las avenidas, los edificios, las vidrieras de los locales, y las casas. Parece que hubiera una competencia por tener la mejor iluminación navideña, la más creativa, la más original. Y al final creo que todas terminan ganando porque acaban por convertir la ciudad en un show.

El punto de encuentro más importante para los apasionados por la Navidad es, sin duda, todo lo que pasa en las calles 49 y 50, entre la Quinta y la Sexta Avenida. Allí se encuentra Rockefeller Center, el clásico edificio newyorkino donde está la plaza con el famoso árbol de navidad gigante y la pista de patinaje sobre hielo. Además, en el piso 70 del edificio está la terraza llamada Top Of The Rock, que ofrece una de las mejores vistas de la ciudad: de un lado, el distrito financiero con sus rascacielos y el Empire State y, del otro, la belleza del Central Park y la elegancia del Upper East Side. De día la vista es impresionante, pero de noche directamente te quita el aliento. El esplendor de las luces es increíble, especialmente cuando se aprecia semejante paisaje con algún villancico de fondo. Sin duda, el Top Of The Rock es uno de mis lugares preferidos de Manhattan, desde la altura se puede ver la ciudad como una obra de arte completa y no sólo pequeñas partes de ella.

navidad nyc 2

Por otra parte, justo al frente del Rockefeller esta Radio City Music Hall, el famoso anfiteatro que todos los Diciembres lleva a cabo el Christmas Spectacular, un show dedicado totalmente a la navidad en donde se desenvuelven distintas historias en las que Papá Noel cobra protagonismo, con la compañía de las famosas Rockettes (para los que no saben, son las bailarinas que levantan las piernas en perfecta coordinación al ritmo de canciones navideñas). El espectáculo ofrece una producción al estilo Broadway, cuyo objetivo es no solamente entretener a su público, sino fomentar las tradiciones navideñas. Durante la hora y media que estuve ahí sentada como espectadora me sentí una niña, casi que fui convencida de que Papá Noel existe, como si creer en él fuera una simple cuestión de fe. Y ahí está el impacto del show: querer creer una vez más.

Mientras tanto, al otro lado de la ciudad, en los barrios conocidos como The Village, Chelsea, y Meatpacking, el ambiente es totalmente diferente. Esos son los barrios más residenciales, lo que significa que también son un poco menos turísticos y más tranquilos. Mientras que en Midtown (donde se encuentra el Rockefeller, Empire State, Times Square, etc.) está todo el alboroto y la gente corriendo de una avenida a la otra para no perderse ni un segundo de la magia que ofrecen los lugares más turísticos de Manhattan, en estos barrios del sur de la ciudad se puede experimentar la navidad como un verdadero newyorkino. Acá todo es más relajado, más artístico, y hasta más sofisticado. Uno de mis paseos favoritos por la ciudad es caminar por las calles con las típicas casas al estilo Sex And The City mientras está nevando y todas las luces navideñas titilan al borde de las veredas (Perry Street es mi calle favorita). Es en esos barrios en donde se puede encontrar un ambiente más relajado, en contraste con Midtown o Central Park.

Más allá de toda la superficialidad consumista que se pueda analizar a nivel sociológico, Manhattan triunfa al transmitir la magia de la navidad en su máximo esplendor. Cada uno lo puede vivir de una forma diferente, pero mi consejo es estar dispuesto a volver a sentirse un niño, a disfrutar de cada canción, a observar cada decoración, y ponerse todas las camperas que sean necesarias para salir a respirar el aire frio cargado de espíritu navideño que tiene la bella ciudad de Nueva York.

navidad nyc 3

Lola Rainero

Futura Licenciada en Comunicación Social y tal vez futura neoyorkina. Amante de la moda, los gatos, el sushi, el café y los aviones. Viajera frecuente y escritora ocasional