Música

El esperado regreso de Florence + The Machine

Por Ludmila Llaver

Cuatro años tuvimos que esperar para que Growth hormone steroids for sale Florence + The Machine se dignara a sacar un nuevo disco. Y, afortunadamente, la espera valió más que la pena. Reductil fit 1a qb abdomen How Big, How Blue, How Beautiful es probablemente el disco más Florence de la banda británica, marcando un retorno en cierto modo a las letras cándidas y brutalmente honestas de By clomid without prescription Lungs (2009) pero con el sonido más onírico y ornamentado de http://steroidsbesthgh.com/what-is-l-citrulline-used-for_zf/ What is l citrulline used for Ceremonials (2011). Sin embargo, Clenbuterol cytomel t3 cycle How Big…tiene personalidad propia, y si bien retoma elementos de sus predecesores, http://steroidsbesthgh.com/gonadotropin-releasing-hormone-in-men_ip/ Gonadotropin releasing hormone in men es un álbum que se para solo y no necesita respaldo.
florence
En este último lanzamiento, encontramos a http://steroidsbesthgh.com/does-the-rock-do-steroids_wx/ Does the rock do steroids Florence Welch (una de las mitades creativas de la banda, junto a Post cycle nolvadex clomid Isabella Summers) más honesta y personal que nunca. Escrito en medio de una crisis nerviosa, http://steroidsbesthgh.com/winstrol-before-and-after-women_ea/ Winstrol before and after women How Big… se separa de las temáticas usuales de Houston price testosterone cypionate F+tM, dejando de lado la obsesión por la muerte y el agua que invadió Ceremonials y mostrando un lado mucho más despojado y vulnerable de Welch, excepto que esta vez el foco no está puesto en el escape, sino en quedarse. La cualidad etérea, “fuera de este mundo” pasa a segundo plano, dejando el protagonismo a una realidad mucho más anclada a lo terrenal, al desamor, la desesperación y la reivindicación del amor propio.

El disco es una verdadera montaña rusa emocional, una perfecta alquimia de descontrol y dolor desgarrador, combinando temas bombásticos que rayan lo bailable como Ship to Wreck, Delilah y Third Eye con canciones en las que la tristeza y la resignación cortan hasta lo más profundo, como Various Storms and Saints, Long & Lost y la bellísima St Jude, y todas las emociones entre medio. La honestidad brutal es el hilo conductor que atraviesa todo How Big… y lo hace de un modo que anticipa el desastre pero del que es imposible alejarse. Es como ver un choque de trenes en cámara lenta: el peligro y la catástrofe están siempre ahí, acechando, y no podemos más que presenciarlo y dejar que el impacto nos sacuda hasta la médula. Pero de la mejor manera posible.

Es temprano, y todavía queda medio año por delante, pero desde ya me atrevo a decir que How Big, How Blue, How Beautiful va a ser uno de los mejores álbumes del año. Una vez más, y como siempre, Florence + The Machine han demostrado que son capaces de hacer música extraordinaria, y aunque este disco recién sale, no puedo evitar emocionarme por todas las gemas que nos esperan de una de las mejores bandas británicas de los últimos años.

Ludmila Llaver

Mendocina, futura periodista, apasionada por la música y la lectura. Creativa y pensadora, asegura que nunca se puede tener suficiente cantidad de libros... o de pares de zapatos.