Arquitectura Lifestyle

Elecciones sustentables para tu hogar

Por Pia Mazzocco

Cuando queremos renovar un espacio por lo general buscamos mobiliario en locales de venta que conocemos o nos recomiendan.

Algunos productos “verdes” tienen mayor coste económico que los convencionales, otros no están muy difundidos todavía, pero todos tratan de contribuir a disminuir el impacto del hombre sobre el planeta, y el primer paso para lograrlo es a través de la información.

Para tomar una decisión acertada a la hora de escoger aquellos productos que fomentan un consumo sostenible, hay que tener en cuenta todas las maneras en las que un producto puede afectar al medio ambiente a lo largo de su ciclo de vida; entonces, es necesario estar atentos a ciertos parámetros básicos:

  • Los materiales que se usaron para su fabricación: reciclables, no reciclables, con contenido reciclado, etc.
  • Si a lo largo de su ciclo de vida su uso implica gasto energético o contaminación ambiental.
  • Qué se puede hacer con él cuando se agota su uso, es decir, cuando finaliza su vida útil.
  • Cuánto transporte intervino desde su producción hasta su preparación para la comercialización.

Comprar productos o equipamientos que contengan material reciclado puede ser una opción para colaborar con el medio ambiente. Los productos con contenido reciclado están constituidos por un porcentaje de material que ha sido procesado y reciclado para su incorporación en un nuevo producto;  pero hay que tener en cuenta de que a veces son difíciles de conseguir o tienen un costo más elevado.

En el caso de la madera, lo ideal es que sea certificada por el  Consejo de Manejo Forestal o FSC (Forest Stewardship Council), cuya misión es “promover una gestión forestal ambientalmente apropiada, socialmente beneficiosa y económicamente viable de los bosques del mundo”, lo cual contribuye a la sostenibilidad del planeta.

Vale la pena preguntarnos antes de tomar alguna decisión con respecto a nuestro mobiliario:

–     ¿Qué tenemos?

–    ¿Cuánto de lo que tenemos puede ser reciclado?

   ¿Cómo podemos reciclarlo?

Definitivamente el costo del proceso de reciclado deberá ser, en lo posible, bajo con respecto a la compra de un nuevo producto, y llevado a cabo de la manera más práctica posible, para que nos permita ahorrar tiempo y dinero. Retapizar un viejo sillón con una tela importada no es una buena opción.


Reutilizar o reciclar el equipamiento propio, comprar muebles usados o asignarles nuevos usos al que tenían originalmente es la mejor decisión que podemos tomar para equipar nuestro hogar.

Pia Mazzocco

Pia es arquitecta, amante de la ecología, el lifestyle y la creatividad. Con conciencia, mezcla su compromiso con la sustentabilidad y su pasión por escribir. En Negro&White, se encarga de la sección arquitectura verde.