Música

Fear Factory en Asunción, ¡A romper todo!

Por Vanessa Casco

Fotos por Male Bogado para DementesX

Más allá del escaso público, un festival colmado de expectativas, que comenzó con poca gente para las bandas nacionales pero que se fue llenando para recibir a los argentinos de Pork, que ya habían teloneado a los Factory en el 2006. Pasadas las 22 horas, llegó lo que todos estábamos esperando. Con un “Hola Asunción”, arrancaba el poderosísimo The Industrialist, primer corte del más reciente disco de la banda de Los Ángeles.

Mucha emoción, mucho mosh, y una máquina del tiempo que nos llevaría de vuelta hasta los 90 para disfrutar del brutal Shock, del disco Obsolete, donde Burton se luce llevando su voz desde lo más melódico hasta lo más agresivo, claramente un frontman con una voz privilegiada.

Del mismo disco siguieron los temas Edgecrusher y Smasher/Devourer.  Las brutales 8 cuerdas del guitarrista Dino Cazares marcaban el comienzo de Powershifter del disco Mechanize, seguido por Fear Campaign que fue coreado por todo el público. Sin bajar en ningún momento el intenso clima que se vivía siguieron Acres of Skin, Linchpin, Descent y Recharger, para destrozar el lugar con la impresionante velocidad del doble bombo de Heller.

El público no se cansaba y todos respondieron afirmativamente al “quieren más…” de Burton, dando comienzo a New Messiah. Luego de un extraordinario paseo por casi toda su discografía, nos acercábamos al final. Primero fue Replica de Demanufacture, y para cerrar esta fiesta del metal, el tema más conocido del grupo: Zero signal.

Fear Factory no decepcionó, con Burton a la cabeza, los gravísimos riff de Cazares, los rapidísimos dedos de Matt DeVries y los poderosos pedales de Mike Heller la legendaria banda del metal industrial demostró que pese a los años y a los constantes problemas de los integrante, sigue con la misma fuerza y destrucción que en los 90.

Por más noches como esa, en la querida Asunción, salud.

Vanessa Casco

Paraguaya, nos honra que haya aceptado la invitación de Negro&White para sumarse a deleitarnos con sus crónicas de rock. Es productora, lectora compulsiva y guitar player. Ama las charlas de café y cine. Por supuesto, ve en blanco y negro.